ante el problema de las drogas
un compromiso con la salud, la convivencia y el desarrollo

Noticias

AddThis Social Bookmark Button
PDFImprimirE-mail
30/12/15 “Free pass, si no tomaste entrás”

Política pública para desestimular la “previa”

Se trata de una campaña de prevención puesta en marcha por el Ministerio de Salud Pública junto a la Junta Nacional de Drogas, el INAU y la Unidad Nacional de Seguridad Vial, con el objetivo de desestimular la denominada “previa” entre los jóvenes y adolescentes. Este proyecto piloto se desarrollará durante los primeros quince días de enero de 2016 en los boliches de los departamentos de Canelones y Rocha.

En oportunidad del lanzamiento de la campaña “Free pass, si no tomaste entrás”, el Ministro de Salud Pública, Jorge Basso, explicó los alcances y señaló que  “se encuadra dentro de los objetivos sanitarios” que presentó el MSP dirigidos a la sociedad en su conjunto. Indicó que la idea central "es incidir en las nuevas generaciones, ya que todos los estudios demuestran que comienzan más tempranamente y en mayor cantidad, el consumo de bebidas alcohólicas”.

Peaje a la diversión

Basso señaló que en Uruguay como en todo el mundo, “el consumo de bebidas alcohólicas se ha transformado en un peaje a la diversión” y explicó que la llamada previa tiene como objetivo “socializar casi como ritualizando el consumo previo de bebidas alcohólicas”. En este sentido, explicitó que en muchas oportunidades, los jóvenes ingresan a los boliches y locales bailables con una ingesta de alcohol muy importante.

Añadió que en esas instancias “se mezclan bebidas alcohólicas” sobre la base de que “es imposible divertirse sin consumir alcohol” y dijo que se trata de un pensamiento “fuertemente culturizado que para divertirse en necesaria la ingesta previa de alcohol”.

Promedio inicio de consumo – 12,8 años

El Ministro explicó que las últimas encuestas de la Junta Nacional de Drogas muestran que adolescentes y jóvenes se inician en el consumo de alcohol “cada vez más precozmente y en cantidades importantes”.

Agregó que el estudio también revela que un 20% de los jóvenes encuestados, en los últimos 20 días, experimentaron por lo menos un episodio de intoxicación. Dijo que estos datos alertan sobre la necesidad de “tener políticas públicas para afrontarlo”.

Proyecto piloto

Se llevará a cabo en la primera quincena de enero de 2016. Se ubicará un móvil en boliches de Canelones y Rocha y con la colaboración de UNASEV se realizarán espirometrías a aquellos jóvenes que así lo quieran, para ingresar gratis.

El objetivo “es enfatizar en que se trata de un tema relevante desde el punto de vista sanitario, coordinar esfuerzos y demostrar la firme convicción de llevar a cabo políticas estables” en este tema.

Explicó que la experiencia en los balnearios esteños de Canelones y Rocha permitirá colocar el tema en estado público y se utilizarán las redes sociales para difundir cuáles serán esos boliches sin perjuicio de otros datos e informaciones que canalizarán en territorio.

Basso dijo que se cuenta con el apoyo de los dueños de estos sitios de diversión que serán quienes otorguen las entradas sin costo y resumió que se trabaja sobre la prevención del consumo precoz de alcohol en una población especialmente relevante para el futuro de la sociedad, añadiendo que esta iniciativa debe integrarse al conjunto de políticas globales de corte sanitario.

El valor de la interinstitucionalidad

El Prosecretario de la Presidencia de la República y Presidente de la Junta Nacional de Drogas, Juan Andrés Roballo, señaló que esta campaña se enmarca en una política de Estado. Y agregó que se basa en la estrategia de gestión de riesgos y minimización de los daños. Recordó que esta política tuvo un importante hito el día 15 de octubre en el Palacio Legislativo, día en que se desarrolló la primera acción encabezada por el Presidente de la República, Tabaré Vázquez.

Afirmó que se trata de un gran esfuerzo por parte del Ministerio de Salud Pública y destacó el valor de esta instancia interinstitucional, con visión compartida y combinación de esfuerzos de las diferentes instituciones como el INAU, la Secretaría Nacional de Drogas y la Unidad Nacional de Seguridad Vial.

Roballo subrayó que la idea central es “llegar con un mensaje propositivo, a una población que puede estar más expuesta a determinados riesgos, en este momento del año”. Asimismo agregó que se trata de una iniciativa que tendrá continuidad en el tiempo y que contiene un mensaje “que no quiere ser prohibicionista ni de etiquetamiento de determinados colectivos, pero que sí se inscribe en lo que es la responsabilidad del Estado, a la hora de velar por la por la integridad de las personas, especialmente la población joven.

Ver flyer de la campaña